Sólo un reducido grupo de veintidós personas pudo estar en la Experiencia que la fundación propuso el
23 de septiembre en el Dolmen Menga de Antequera.

La música de esta Experiencia se basó en la recopilación de música de oriente que el Sr.
Gurdjieff (1877-1949) memorizó en sus viajes por Asia en busca de un Conocimiento perdido y
que halló en una hermandad secreta llamada Sarmoung.